Subir

martes, 28 de diciembre de 2010

Las sagas Juveniles que buscan desbancar a "Twilight"

Con las franquicias de los vampiros y Harry Potter en su recta final, Hollywood ya busca las sucesoras para el público adolescente.

Las cintas basadas en las novelas de J.K. Rowling sobre Harry Potter han recaudado más de US$ 6 billones en el mundo, mientras que la saga Crepúsculo se ha anotado US$ 1,7 billón en taquilla hasta ahora. Por eso no es extraño que, con el fin de ambas franquicias programadas para 2011 y 2012, respectivamente, Hollywood no haya perdido el tiempo tratando de encontrar el próximo fenómeno para el público adolescente. Uno que pueda aspirar a similares dividendos. Claro que para lograrlo siguieron coordenadas familiares: películas protagonizadas por actores semidesconocidos con potencial para conquistar a la fanaticada sub 20, y basadas en populares libros con toques sobrenaturales.

La primera en intentar quedarse con ese nicho es I am number four, que debuta el 18 de febrero en Estados Unidos y el 3 de marzo en Chile. La película tiene credenciales como para justificar sus pretensiones: es producida por Steven Spielberg y Michael Bay (Transformers) y su director es DJ Caruso, un nombre ascendente en la industria, que ya se ha anotado un par de éxitos de taquilla, como Disturbia, con Shia LaBeouf. En este caso, la alianza entre la versión fílmica y la literaria fue más estrecha de lo acostumbrado, ya que sus autores, James Frey y Jobie Hughes, vendieron los derechos para el largometraje incluso antes de que el libro fuera publicado y, como contó Caruso, él incluso tuvo acceso a que los escritores le dieran claves sobre el segundo tomo de la serie, para poder desarrollar el guión de manera coherente. El equipo ya estaba rodando cuando el texto fue lanzado, en agosto de este año. La historia es clásica: un adolescente descubre que en realidad es un extraterrestre y que está siendo cazado por otra raza que quiere exterminar a la humanidad. La acción se desarrolla en dos ejes: sus aventuras escolares y románticas, y sus intentos por desarrollar sus poderes y cumplir su destino. Los roles protagónicos están en manos de Alex Pettyfer, un ex modelo de 20 años que ha circulado por títulos menores para adolescentes, y Dianna Agron, que interpreta a Quinn en Glee.

Otra que está lista para estrenarse, pero que se acerca al género en una clave más oscura, es The moth diaries, protagonizada por la modelo Lily Cole, Sarah Bolger (Lady Mary en Los Tudor) y Scott Speedman (Inframundo). Se trata de la adaptación de la novela del mismo nombre de Rachel Klein, publicada en 2002. La cinta se centra en una joven que va al colegio en un internado y que comienza a sospechar que una de sus compañeras es un vampiro (Cole). En el medio de todo, hay romances con uno de los profesores, misteriosos acontecimientos y un manto de duda sobre qué es realidad y qué es ficción. La directora es Mary Harron, responsable de Psicópata americano.

Más vampiros

La moda de los vampiros alcanza incluso para otros dos proyectos. Uno de ellos es The passage, centrado en un futuro no muy lejano, cuando la raza humana fue arrasada por una plaga que convierte a las personas en voraces vampiros, menos a una niña, en quien se centran las esperanzas, debido a que, aunque fue afectada, no sufre los efectos dañinos. Ridley Scott compró los derechos para la adaptación, según trascendió, en US$ 2,5 millones, y John Logan, guionista de Gladiador, se encargó del libreto. "Tiene una cualidad de gran espectáculo. No la escribí así, pero esa es la manera en que ellos la imaginaron y estoy muy entusiasmado con verla", dijo el guionista Justin Cronin, sobre el proyecto, agregando que cuatro grandes estudios realizaron ofertas para quedarse con la adaptación.

El otro proyecto centrado en chupasangres también está avanzando. Se trata de Vampire academy, una saga que tiene seis títulos hasta ahora y que Don Murphy, de Transformers, está produciendo. "La gracia de estos libros es que, después de Crepúsculo, ofrecen la oportunidad de crear una franquicia que los hombres también quieren ver. Tengo un plan para posicionar el filme como algo que ambos sexos puedan disfrutar juntos, expandiendo el género de los vampiros jóvenes y sexy a toda una audiencia nueva", apuntó Murphy a Variety.

Pero quizás una de las adaptaciones más esperadas es la de The hunger games, la trilogía de Suzanne Collins que durante el verano boreal publicó su última entrega: Mockingjay. Ya en el mundo editorial la saga ha sido vista como la sucesora de Crepúsculo, con más de seis millones de copias vendidas de su último tomo, y ahora Hollywood tiene las esperanzas puestas en que el fenómeno se repita en el cine. Su estreno está programado para 2013, por lo que todavía no hay un elenco definido, pero la semana pasada se confirmó que el director será Gary Ross (Pleasantville).

"Lo mejor de la franquicia y de los libros es que ellos serán la estrella, por lo que podemos elegir a quien queramos para que protagonice la película. Tiene que ser la persona correcta", dijo Ross a Entertainment Weekly, sobre la elección de la actriz que tendrá el rol principal. La trilogía se centra en una joven de 18 años que habita un mundo postapocalíptico, donde distintos adolescentes son obligados a enfrentarse en mortales competencias televisadas. La acción se desencadena cuando Katniss, la protagonista, se ofrece a tomar el puesto de su hermana menor en los juegos.


No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.

Seguidores